lunes, 7 de agosto de 2017

¿Por qué somos genios los cubanos?

Leí en un blog que los cubanos como población "nacimos genios". Estuve buscando y dicen que "los genios" son personas que se destacan por "la extraordinaria forma de lograr cosas sin precedentes, creativos, originales y universales". Esa afirmación resume algo que he sentido desde hace mucho. En Cuba aprendemos a reconocer y valorar los logros de nuestros coterráneos, pero cuando te das cuenta el gran aporte que hacen a la historia de otras partes del planeta, entonces uno no puede evitar enorgullecerse y valorar mucho más. Es cierto, algo especial pasa con nosotros.

Por ejemplo, hay un libro de álgebra del docente cubano Aurelio Baldor usado mucho en secundaria y es conocido en toda América Latina como Àlgebra de Baldor. Causa gracia que pensaban que el autor era árabe porque en la portada del libro estaba el rostro de un matemático árabe de la Edad Media. Pues, no, ese texto usado por varias generaciones desde 1940 y que todavìa veo en puestos de venta de libros, fue escrito por un cubano.

Carlos J. Finlay y Barrés, médico y científico cubano, descubrió y describió la vacuna de la fiebre amarilla transmitida por el mosquito Aedes aegypti. Tiene nombre inglés porque su papá era de Inglaterra, pero su mamá era española y el nació en Camagüey, así que es cubano. Gracias a él se tiene el suero contra la fiebre amarilla y gracias a sus recomendaciones del control del mosquito, se ha podido controlar la diseminación de la enfermedad. 

Muelle de Puerto Colombia. Foto Semana.
Y para hablar del lugar donde actualmente resido, Colombia, siempre me ha llamado la atención que llaman el padre del periodismo colombiano a un cubano, Manuel del Socorro Rodríguez. El ingeniero que visionó el muelle más largo en un momento de la historia de América Latina, también es cubano, Francisco Javier Cisneros. Hizo otras obras que revolucionaron la historia ferroviaria de este país. Lo llamaron "el héroe del trabajo", dicen que era una persona con gran influencia y capacidad de gestión tanto en asuntos técnicos como en política y empresas. El Muelle construido en Puerto Colombia, Atlántico, hoy está deteriorado y sin mantenimiento, aunque ahora tratan de conservarlo. Cisneros, 100 años atrás logró en menor tiempo desafiar el mar y las obras de ingeniería de esa época, obtuvo recursos para iniciar y finalizar el Muelle que ahora lleva 100 años esperando atención.

Edificio García, Barranquilla.
Para cerrar, el cubano Manuel Carrerá es uno de los grandes representantes de la historia de la arquitectura en Colombia por las edificaciones que diseñó en varios lugares del Caribe. Aquí en Barranquilla está el Edificio García, por ejemplo, que además fue el primero en tener ascensor en la ciudad; su diseño asemeja a un crucero navegando en medio de las calles. En Barranquilla, el periódico El Heraldo le hizo un libro y actualmente existe una "Ruta Carrerá" para que se vean las casas y edificios que han sido reconocidos como patrimonio arquitectónico de la ciudad.

Hay algo en el perfil del cubano asociado a la "extraordinaria forma de lograr cosas sin precedentes, creativos, originales y universales" que a donde voy no puedo dejar de enorgullecerme. 

miércoles, 5 de julio de 2017

Qué es lo básico a la hora de parquear

Dos parqueos y uno de ellos para discapacitados.
Foto José Casuso
No hay nada más incómodo que llegar a un estacionamiento con poca disponibilidad, apurado por alguna diligencia que debes hacer, sea personal o de trabajo, y encontrarte  una persona invadiendo hasta 3 carriles. Eso habla mucho de la persona que conduce y del respeto que siente hacia los demás.

Hay 3 puntos básicos que debemos tener en cuenta a la hora de parquear o usar un estacionamiento.

1. Mostrar respeto por aquellos que, después de ti, van a estacionarse o que van a salir. Piensa que al parquearte debes dejar espacio suficiente para quien llegue, no falta quien además de estacionarse mal, se ubica de tal forma que no deja ni que el conductor de al lado pueda ingresar.

Sé uno de los que habla bien de tu ciudad
por la forma como conduces y parqueas.
Foto José Casuso
2. Evitar los motivos para incomodar a los otros utlilizando el espacio elegido para estacionar, tal y como lo han demarcado. Eso es parte del curso o aprendizaje de todo conductor. Así al salir o terminar tu tiempo en ese lugar no encontrarás reclamos ni discusiones. Tendrás una jornada de trabajo más agradable.

3. Ponle lógica a la distribución de los estacionamientos. Si tienes dificultades para conducir, practica una y otra vez hasta que te sientas satisfecho. Imagina que el vehículo es como tu vestuario, ubícalo y trátalo bien. Piensa también en los discapacitados, "el respeto al prójimo es la paz entre todos".

Walter Riso en su libro "Cuestión de Dignidad" relata una anécdota en la que cuenta que una vez fue a hacer una diligencia a un banco y cuando salió había un carro obstaculizando su salida. Se indignó pero no perdió el control en el reclamo a pesar que le parecía que "la conducta era francamente reprochable y violatoria de la libertad de movilización ¡Me había encerrado sin compasión". Debes saber que somos reflejo de nuestras acciones y de nuestro comportamiento ciudadano, el mal uso de tu espacio en un estacionamiento ocasiona molestias innecesarias. Sé uno de los que habla bien de tu ciudad por la forma como conduces y parqueas.

lunes, 3 de julio de 2017

5 curiosidades del Tunel De La Habana

Entrada al Túnel Habanero. Foto José Casuso

La Habana es una ciudad hermosa, es mi tierra natal, mi hogar. Aunque resida en otro lugar, no será nunca porque la he olvidado. Todo el que viaja, me cuenta de su ambiente y maravillas. Pero hay una obra en especial que es como un emblema, es el Túnel de la Bahía de la Habana, que une el este con el actual Centro Histórico y que en el 2018 cumplirá 60 años de haberse terminado. 

¿Quieres saber qué lo hace especial?


1. Es una de las 7 maravillas de la ingeniería cubana porque es un túnel submarino que atraviesa la boca de la bahía de La Habana. En mayo de 1958 fue inaugurado el más extenso túnel bajo el mar que hay en la mayor de las Antillas. Para realizarlo dragaron más de 250 mil metros cúbicos de rocas y 100 mil de arena. La labor fue difícil y con la dirección técnica del ingeniero cubano José Menéndez Menéndez

2. Es una vía de 700 metros que se encuentra 2 metros por debajo del fondo de la bahía y con ello nos evitamos recorrer más de 20 kilómetros de bahía. Su profundidad respecto al nivel del mar es
Entre las arterias, al salir del Túnel, nos conectamos
con el Malecón Habanero. Foto José Casuso
entre 12 y 14 metros. 

3. El Túnel de la Bahía de la Habana tiene 4 carriles de ida y vuelta, y por la forma como fue construido es capaz de aguantar la fuerza de miles de toneladas de agua marina. 

4. El recorrido de un extremo a otro del túnel lo realizas en unos 45 segundos a 60 kilómetros por hora, en tráfico normal. Las estadísticas de hace unos años dicen que unos 32.000 vehículos transitan diariamente por el Túnel habanero.

5. En su interior tiene un excelente servicio de alumbrado  y aunque no es el único en la ciudad, es el túnel de mayor importancia para el transporte. Además fue fundamental para que después de 1959 surgieran edificaciones para personas que trabajan o estudian en otros barrios y el recorrido es de apenas media hora desde el Parque Central.

Este paso es obligado si quieres ir por una vía rápida y cómoda a Varadero, en la Península de Hicacos, en Matanzas, las playas más hermosas que puedas conocer en tu vida.

Cuando visites La Habana y pases por el Túnel, recuerda que está entre las grandes obras de ingeniería de la Isla que tanto amamos.

domingo, 12 de febrero de 2017

"Allá afuera está Casuso?"

Tesoro de recuerdos que me regalaron mi padre, mi padrino
 y sus amigos.
Uno de mis temas favoritos es La Bohemia de Charles Aznavour. Algunos dice que viajar deja recuerdos, para mi recordar es vivir y la música te hace un viaje por los sentimientos. Realmente antes la música, sin importar el idioma o el género se escuchaba a gusto. Eso lo aprendí con mi padre, cuando lo acompañaba a sus presentaciones. Mi viejo, José Casuso Guzmán, era cantante de bolero, lo conocían en su medio como "El Caballero del Bolero"

A pesar de mi corta edad, en las épocas que disfruté acompañarlo a cantar , siempre pude valorar la belleza de la buena música Es que lo bueno no pasa, se queda siempre. Siempre admiraré a Bartolomé Maximiliano Moré Gutiérrez, todos lo conoce como Benny Moré, El Bárbaro del Ritmo y el Sonero Mayor de Cuba, cantante y compositor cubano con sentido musical, dotado con una voz de tenor en el son montuno, el mambo, y el bolero. 

Cuando niño, recuerdo que un día que fuimos a recoger a José Tejedor en su casa, en la barriada de Lawton y a pesar de su invidencia, pero con un gran desarrollo auditivo dijo desde su apartamento: " Allá afuera está Casuso?". Por eso cuando lo escucho en los videos de youtube no puedo evitar trasladarme a aquellos momentos de mano de mi padre, apenas descubriendo el mundo y sin saber todo el tesoro que mi viejo y sus amigos me estaban regalando. 

Mi padre, Josè Casuso Guzmán, mi madre
Célida Pérez y mi hermana, Lisete. 
Y para cerrar con broche de oro, el compositor Leopoldo Ulloa, gran hombre, amigo y padre del quien tuve el privilegio que fuera mi padrino dejó en su historia musical una obra que aún fuera de Cuba escucho con frecuencia "En el Balcón aquel" basada en el amor que unió a mi madre Célida Pérez y José Casuso Guzmán. Así es la música, te hace recordar y vivir de nuevo.



domingo, 14 de agosto de 2016

Finca-Museo Vigía de Hemingway en Cuba

La Finca-Museo Vigía de Ernest Hemingway es algo así  como si te transportaras a esa época. Te asomas a la ventana y ves todo tal cual como si el tiempo se hubiera detenido entre 1940 y 1961, año en que falleció Hemingway.

En más de una ocasión la visité y volvería. Esta Finca-Museo Vigía, que por más de dos décadas fue refugio por más del escritor estadounidense Ernest Hemingway, es uno de esos sitios de La Habana que ningún turista o visitante deja de conocer. 

Pilar, el yate de Hemingway es fuera de serie aún entre las embarcaciones dedicadas hoy a la pesca deportiva. Llegó a compararlo con el peso sensual de una hermosa mujer alegre y habanera y con la sólida construcción de su propia casa en lo alto de una colina. Dice el escritor cubano Enrique Cirules que en el Pilar inspiró a Ernest Hemingway para escribir “El viejo y el mar”, “Adiós a las armas”, “Las nieves del Kilimanjaro” y “¿Por quién doblan las campanas?”.

Para los cubanos es un gran tesoro y orgullo que este escritor haya dejado su huella en el país. Por eso con el cuidado y amor que nos caracteriza, conservamos y respetamos cada detalle de su paso por nuestra Isla. Además de la Finca-Museo, también están otros espacios para recordarlo, El Hotel Ambos Mundos y La Bodeguita del Medio.

viernes, 12 de agosto de 2016

Sabores de La Bodeguita de Cuba

No hay día que no recuerde a Cuba y en ocasiones, la forma de conectarme con mi tierra es haciendo un plato que me la recuerde. Mi madre, mi vieja, lo sabe y en una ocasión me escribió estos papeles que guardo con amor y cariño. Con ellos recuerdo ingredientes y formas de preparación, es la herencia. 

Cada vez que puedo, hago yuca con mojito y mi casa huele y sabe a Cuba. Un buen arroz con leche y sobre todas las cosas para ningún día, un buen potaje. Sea negro, colorado, garbanzo, chícharo, judía, pero siempre en la mesa ese potaje que exige un trato especial cada uno. 

Recetas de mi madre
No es igual un potaje con frijol negro que uno con frijol rojo, que aquí en Colombia llama zaragoza, por ejemplo. El potaje para nosotros los cubanos no es una sopa, es una comida  que deleita nuestro paladar siempre con el sabor que le dan sus ingredientes específicos.  El frijol negro, por ejemplo, no lo hacemos con los mismos ingredientes de los demás, su gusto y sabor cambiaría. A ese solo le ponemos comino, pimentón verde, sal, ajo, vinagre, aceite y el toque del laurel. En algunas ocasiones hay quien le pone pedazos de cerdo, pero no es lo mismo.

Ahorita estoy extrañando mucho el dulce de fruta bomba verde en trozos y los sabrosos cazcos de toronja que hace mi madre. Ya la boca se me hizo agua. Dice ella que con dos libras de fruta bomba , o papaya como le dicen en Colombia, una libra y media de azúcar y una pizca de sal, más 20 minutos y sin agua en la olla de presión a fuego mediano es suficiente para el almíbar. Estoy tratando de conservar la receta con sus instrucciones. Ella es mi Bodeguita. Para los que no saben, la Bodeguita en Cuba, es la tienda, es el lugar donde están todos los ingredientes de nuestra cocina, la misma que me traslada y me conecta con la vida familiar y el sabor de mi país, el mismo que me hace decir con orgullo digo: 'Sí chico, soy cubano!'

miércoles, 3 de agosto de 2016

"Dale Like" a la fotografía

Desde que inicié el blog Casutur tomo fotos con más gusto. Cuando las comparto por mis redes sociales también me animan los likes que recibo. Tengo que mencionar también que haber hecho una fotografía de Esthercita Forero que veo circular en internet y que usan mucho me da una gran satisfacción personal, aunque nunca me den el crédito, La Novia de Barranquilla en su parque.

Trato de buscar el ángulo distinto y tomo foto a lo que me produce alegría o sentimiento especial. No soy fotógrafo profesional, pero le pongo mucho corazón, creo que es lo más importante. Algo así me dijo El primer escalador colombiano en el Himalaya en La Van 200 , Andrés Hurtado García cuando lo conocí y acompañé a tomar fotos al parque Isla Salamanca. Con él comparto el valor a todo lo que nos rodea, las personas, la fauna y la flora, la vida. Es un colombiano digno de admirar, no sólo por los premios y su conocimiento de fotografía, sino por sus valores como ser humano. 

A dónde voy siempre estoy tomando fotos, es como recordar la vida, es sentir motivación. Cuando las publico en mis redes sociales, comparto lo que siento y lo que me gusta. Cuando te guste o veas una buena foto, dale 'like'. Animas a un aficionado como yo y también compartes el gusto por esta actividad. 

La Habana, Cuba
Garza en Parque Isla Salamanca, Colombia
Garza en Rio Magdalena, Avenida del Río. Colombia